Uncategorized

Filipinas un Paraíso Natural al alcance de todos

Si  lo que estás buscando es un destino para pasar unas vacaciones, colmado de belleza natural, de costumbres milenarias y una oferta hotelera y turística bastante amplia, además de hermosas playas y con los mejores precios,las Islas Filipinas  son el destino perfecto.

Las Islas Filipinas es un archipiélago que consta de más de siete mil islas ubicadas sobre el sudeste asiático. Entre sus islas más importantes se encuentra Luzón, en cuyo interior se encuentra la ciudad de Manila, capital del país. Asimismo encontramos las islas de Mindanao, Samar, Puerto Galera, Boracay, Negros, Palaway, Panay, Mindoro y Leyte.

Pues bien, si  lo que buscan son playas hermosas, Filipinas ofrece una gran diversidad en las múltiples islas que la componen, casi todas ellas compuestas de arena blanca con mares azul turquesa de una pureza increíble y con un paisaje natural que nada tiene que envidiarle a las mejores playas del mundo. Allí puedes, además de disfrutar del sol y la arena; disfrutar de una gran gama de deportes asiáticos que van desde el Surfing hasta el buceo a profundidad donde se pueden encontrar hermosos corales y peces de miles de colores, al igual que una gran diversidad de fauna marítima.

Pero no sólo las playas son el atractivo turístico de este país. En las islas filipinas podemos encontrar una suculenta gastronomía que combina las tradiciones orientales, con algunos platos traídos de países europeos, como es el caso de España. Filipinas, al haber sido hasta finales del siglo XIX  una colonia española, toma de este país algunos elementos gastronómicos como los guisos, algunos condimentos como pimientos o salsas de tomate; y algunos platos como los potajes. Asimismo encontramos la carne de búfalo, de lechón, y una gran variedad de pescados y mariscos.

El coste de vida de Filipinas es muy barato, lo que hace igualmente que los precios turísticos no sean realmente elevados. Unas vacaciones en Filipinas pueden ser inolvidables a un precio realmente cómodo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *